¿CÓMO OLVIDAR A LAS MEMORIAS OLVIDADAS?

¿CÓMO OLVIDAR A LAS MEMORIAS OLVIDADAS? (Libro en papel)

APUNTES NECESARIOS PARA LA HISTORIA DEL MRP-IXIM

Q. 140
IVA incluido
Disponibilidad inmediata
Editorial:
SERVIPRENSA
Año de edición:
Materia
Humanidades y Ciencias Sociales
ISBN:
978-9929-772-95-3
Páginas:
189
Encuadernación:
Otros
Q. 140
IVA incluido
Disponibilidad inmediata

...Sucede que una mujer del primer mundo que aún no cumplía las tres décadas de vida, se encuentra en la situación de acompañar a un hombre que fue veredas, pueblos y ríos de Guatemala.
Un hombre que solía transitar desde el cinismo a la utopía en una sola frase, quien trató a sabios y primerizos, poderosos y desposeídos por igual. Un hombre sin reservas, quien consideró a decenas de chamacas y chamacos confundidos y perdidos por el mundo como legítimos interlocutores. Quien tuvo la paciencia, la empatía y la esperanza para enseñarles, a esa bola de pendejos, ladrillo por ladrillo, qué es la dignidad.
Honro hoy y para siempre la vida y la muerte de Rubén Herrera, quien me ha dado tanto, más de lo que él mismo llegó a conocer. Lo recordaré para siempre con el amor que reservo a mis abuelas, a mis abuelos, con la admiración, el respeto, la envidia de la buena, que le tengo a los luchadores, a las luchadoras, a las y los idealistas, a los locos, a las locas.
Sin ti Rubén esa mujer que hoy ya va por los cuarenta, no sería la persona que es. Tú me dijiste una vez: "soy de la opinión de que si no nos movemos no aprendemos, de que si no nos movemos no conocemos, no entendemos, ni vemos los cambios, por mínimos que sean, en relación a lo que hacemos." Aprender, moverse, conocer, entender: en eso me acompañaste y me seguirás acompañando hasta siempre.
Acerca de tu posición en la historia de Guatemala siempre fuiste colectivo, y parco, así me lo dijiste una vez: "mi apuesta política ha sido en la medida en que he aprendido a resistir. Es decir, cuando yo hablo de la resistencia, estoy hablando de mi persona. Yo llevo cincuenta años de estar resistiendo, y voy a seguir resistiendo. Entonces, esa es la forma de concebir la resistencia: que no nos angustie el tema del tiempo, que no nos angustie la desesperanza. Todo lo contrario, que aprendamos a ser duraderos en la propuesta y en seguir resistiendo"
Rubén Herrera ¡presente en la lucha!

Otros clientes también compraron